Lo mejor y lo peor de 2017

Escribir sobre lo mejor y lo peor de 2017 es muy utópico, pues cada uno tendrá su propia visión y su propia idea de lo sucedido en 2017, así que lo que aquí voy a exponer no es más que mi particular visión del Mundo condicionada por mis propios valores, principios y experiencias, así que nadie espere una entrada que generalice absolutamente nada.

Tal vez esta entrada se hubiera tenido que quedar en un cuaderno de notas en mi casa, pero la idea de escribir es que alguien pueda leer, aunque sólo sea un rato.

[…] lo que aquí voy a exponer no es más que mi particular visión del Mundo condicionada por mis propios valores, principios y experiencias […]

Este año que hoy termina no podría describirlo con una sola palabra o una sola frase. Este año ha sido complicado y bastante duro, aunque según iban pasando las fechas se iba endulzando poquito a poco dejando atrás el amargo sabor de los años anteriores.

Por otro lado el año que hoy finaliza también ha sido una continuación de agradables momentos y de satisfacciones continuadas que vienen más dadas desde el entorno familiar, los hijos que se van haciendo mayores, la tranquilidad del hogar.

Pero también han pasado más cosas, más puntuales que han marcado bastante y que me han provocado una profunda frustración y pérdida de fe en algunas personas debido a la política y la forma de pensar, si es que la política nunca fue buena compañera de nada ni de nadie, nada bueno se puede extraer de ahí. Mi pérdida de fe en la política este año ha sido absoluta, pero no voy a ir adelantando acontecimientos.

Lo más importante ha sido sin duda ver como mis hijos cada vez son más independientes y autosuficientes, verles hacer los deberes o preparar un examen solos sin necesidad de que nadie esté ahí encima o ver cómo empiezan a quedar con los primeros amigos fuera de clase son, sin duda, dos pequeños detalles que señalan el paso del tiempo, al cual no hay que aferrarse, sino disfrutar de su paso.

Un presente basado en ser feliz, amar y ser amado es muy positivo y me siento afortunado por ello .Tener un presente satisfactorio creo que es señal de que se están plantando las raíces para un futuro sólido y satisfactorio, así que cuando las situaciones en el presente son buenas me agrada, el futuro será solido de esta manera.

En otro orden de cosas, este ha sido el año en el que mi vida online se ha centrado un poco más en los audios, he grabado un montón de ellos, últimamente todos los días, que contrariamente a lo que pensaba no me está cargando excesivamente de trabajo, aunque sí es verdad que hay días en los que encontrar un buen tema para el podcast es más complicado, pero de momento no estoy encontrando grandes dificultades para poder seguir día a día, así que seguiré luchando para que no se convierta en una obligación, sino en una vía de quitar el estrés de encima.

[…]Tener un presente satisfactorio creo que es señal de que se están plantando las raíces para un futuro sólido y satisfactorio[…]

En la web este año que entra quiero seguir con los audios, pero me gustaría potenciar los posts escritos, tanto técnicos, como no técnicos, de hecho dejé dos categorías como blog puros, el blog personal y el blog profesional. Quiero escribir en esas dos categorías, quiero tener un par de blogs escritos que se actualicen más a menudo.

La forma de expresarse hablado y por escrito no es la misma y los posts escritos son mucho más reflexivos pues para escribir hay que tomarse un tiempo y una dedicación y, a menos a mi, creo que es algo que me puede ayudar a ser más reflexivo, algo tan necesario a día de hoy.

¿Cómo puedo explicar el bien que hace tener una web, blog, podcast o como se quiera llamar?, todo esto ayuda y el podcast ha sido uno de mis logros personales del 2017, el avanzar en las capacidades comunicativas, es decir, hablar en público yo lo tomo como un avance, claro que sí, realmente creo que lo es y para el 2018 potenciar los posts escritos creo que pueden ayudar también a ser más reflexivo, no se cómo lo veis.

El podcast además me ha permitido conocer gente fantástica, la gente del Killall Radio, con quien colaboro y que se ha convertido en un grupo de amigos con dos pasiones en común, el podcasting y el software y la cultura libre.

Por otro lado el trabajo a nivel personal también me ha traído buenos compañeros con quien compartimos buenos momentos y en este 2018 espero podamos salir otra vez a hacer alguna carrera de esas que me dejan hecho una porquería, pero que tanto me gustan.

Al principio dije algo de que la política no había traído nada bueno. En este 2017 he descubierto que personas con las que mantenía una fantástica amistad desde hace más de 20 años piensan diferente a mi, pero ese no es el problema, eso enriquece, el problema es que para ocultar esas diferencias han decidido ocultarme ciertos temas, ahí es donde radica el problema, si no hay confianza, ¿qué nos queda?, en concreto ese es uno de los puntos que peor me han sentado a lo largo del año, y en cierta manera ha sido una pérdida enorme.

La confianza es un punto fundamental para basar la amistad, pero otro punto fundamental es compartir unos valores comunes, valores y confianza, confianza y valores.

Y luego en cuanto a otros factores 2017 ha mejorado ligeramente sobre 2016 y poco a poco vamos a ver si salimos de esta puñetera crisis que nos tiene atrapados desde hace ya unos cuantos años, más de los que debiera, pero eso llegará poco a poco.

Perdonad por la extensión del post, pero a veces es necesario dedicar una extensión a explicar aquellas cosas que uno considera importantes en el momento de sentarse a escribir o a explicar.

Bueno, no quería terminar sin despedirme y desearos a todos un fantástico 2018 en el que seáis más felices, los problemas se minimicen y que poco a poco vayamos entendiendo en qué consiste esto de vivir y de ir avanzando, definiendo correctamente avanzar. ¡Feliz año!

One comment

  1. Feliz año, Eduardo. Gracias por esforzarte en crear todas estas cosas con las que disfrutamos y aprendemos. Gracias también por las recomendaciones de podcasts que has hecho. A varios de ellos ya estaba suscrito, de hecho, así que seguro que los otros están muy bien.

    Me parece muy buena idea potenciar la parte escrita para tener otra visión más reflexiva, aunque por otro lado cada vez me duele más leer textos largos en la pantalla. No solo porque me es incómodo, sino porque no me dejan el mismo poso. Si son textos no muy largos y bien afinados, bienvenidos sean.

    Abrazos y que vaya todo bien o mejor!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.